sábado, 27 de abril de 2013

Terrorismo Social




             Me imagino que al igual que yo, la gran mayoría de la sociedad española, ayer viernes 26 de abril, se quedó perpleja, cuando vió a esa representación del gobierno anunciar que hasta el 2016, España no va a empezar a levantar cabeza, a salir de la crisis, o como queramos llamarlo. Y lo peor, que el paro va a seguir creciendo hasta al menos un 25%. Ahora parece que ya no mienten, o mienten menos, porque las explicaciones no fueron muy claras precisamente, pero los avisos sí lo fueron.

Y digo yo. Si este gobierno tuviera un poco de vergüenza, que no la tiene, ¿no debería plantearse la dimisión en bloque? Está visto que no tienen la solución para sacarnos de esta brutal crisis, es más, la están empeorando. Todo desde la campaña ha sido una estafa. Nada más acceder al gobierno, nos vendieron la Reforma Laboral como un sacrificio necesario para crear empleo, y el resultado ha sido más paro, y ahora dicen que en esta Legislatura  se crearán más empleos. Mienten como bellacos. Anunciaron hasta 3 millones de puestos de trabajo y consiguieron mayoría absoluta, y ahora nos dicen que no pueden hacer otra cosa. Si esto no es una estafa que alguien me lo explique.

En 2009 teníamos 4 millones de parados y casi 19 millones de ocupados, y la derecha, o sea, los que nos gobiernan ahora, lo veía como algo dramático e insostenible. Ahora estamos por debajo de los 17 millones de ocupados y más de 6 millones de parados y se quedan tan frescos. Cuantas más medidas económicas y  laborales toman, más aumenta el desempleo, más precarizan el trabajo y más beneficios obtienen las grandes empresas. No gobiernan para los ciudadanos sino para contentar a la troika.

Ahora me acuerdo de una frase que escuché hace ya bastante tiempo que decía: La familia y la propiedad son las grandes trampas del capital. Y ciertamente, ha llegado el momento de entenderla plenamente. Este gobierno, asume todo lo que está pasando, y nos lo dice en una rueda de prensa para que sepamos lo que hay. Pero los parados actuales y futuros ¿tienen que asumir que van a morir de hambre o vivir de la caridad?

Resulta curioso que antepongan el déficit al desempleo. ¿Nos están condenando? ¿Hay alguna solución para las familias que no tienen ingresos y que tienen que soportar esta situación 3 años más? ¿Se puede ser tan insensato para no ver que el sufrimiento de la sociedad va a pasar factura? Estamos ante un Terrorismo social en toda regla. 

Y me pregunto, ¿De qué viviremos y qué ocurrirá cuando el hambre venza al miedo a las fuerzas del orden?
VAYÁNSE, POR FAVOR. ANTES DE QUE SEA DEMASIADO TARDE.         
 
;